Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

21/11/13

El Jabalí, circular desde Remolinos


Lugar de salida: Remolinos
Objetivo: Subida de El Jabalí, vértice geodésico de Pola
Desnivel positivo acumulado: 700 metros
Distancia y tiempo empleado: 47 km en 4h15' (con paradas)
Archivo GPS (con el recorrido): TrackGPS

Domingo, 10 de noviembre de 2013.
Hoy vamos ribera arriba, a las Cinco Villas, dejaremos el coche en Remolinos y yendo por las huertas de la ribera del Ebro, nos acercaremos a Tauste para subir al Jabalí.
Aparcamos a la entrada de Remolinos y salimos en dirección a las huertas de la ribera del río, recorremos pistas cómodas, pero en de repente la pista que llevamos termina en un campo, lo cruzamos por el ribazo y pasamos sobre una acequia por el paso de la tajadera.

Seguimos sin problemas por una tenue pista que pronto se convierte en una ancha y muy pisada pista. De esta guisa llegamos a la altura de la A-126, la atravesamos y subimos por pista hacia el visible vértice geodésico de Valdetaus, pasamos junto a él y por pistas nos vamos acercando a Tauste.
Félix pasando junto al vértice geodésico de Valdetaus en dirección a Tauste.
Sin entrar en la localidad, vamos a coger el Camino de Férriz, una ancha, anchísima pista que nos va conduciendo hacia los molinos del parque eólico de Pola. Cruzamos la acequia de Sora (viene desde la zona del cercano Castillo de Sora, que se recorta sobre lo alto de la muela que corona), y seguimos ahora ya por una pista más estrecha. A partir de la acequia la pendiente se acentúa. Giramos al Norte, para a continuación volver a la dirección Este que mantenemos desde Tauste, poco a poco nos plantamos bajo los aerogeneradores, giran a toda velocidad, en la pista el viento es llevadero, pero tal y como se escucha un poco más arriba no promete nada bueno. Llegamos a la rampa final, ya se ve al fondo la Caseta de El Jabalí. Esta zona se ve que se debió quemar años atrás, aún se ve abancalada para evitar la erosión de las lluvias, es una pena que no se haya intentado reforestar.

Alcanzamos la caseta de El Jabalí, donde paramos mínimamente a tomar un frugal almuerzo, hace muchísimo viento y es preferible no quedarse frío.
En paralelo al vallado del campo militar, ganamos la loma donde se alinean los molinos y recorremos la pista que va en paralelo a ellos, pasamos junto al vértice geodésico de Pola, el nivel de viento a pasado a categoría "vendaval", a ratos cuesta mantenerse sobre la bici.

Recorremos la pista hasta el último aerogenerador. Ahora toca bajar una zona escarpada, con cuidado, más todavía por el fortísimo viento que nos estamos encontrando, estamos en una amplia collada, abierta a los vientos que hoy soplan de lo lindo, recorremos empujando la bici cerca de un kilómetro, vamos por leve sendero en dirección al próximo molino, el último tramo es de fuerte subida, cuesta llevar la bici hasta la cota desde la que ya por pista volveremos a Remolinos.





A continuación, y ya por pista se baja mejor, seguimos con cuidado por que las fuertes ráfagas de viento nos hacen temer que nos pueda llevar fuera del trazado, llegamos a una bifurcación y tomamos la de nuestra izquierda ya que parece que baja por un valle más resguardado del viento.

Más adelante vemos que es un coto de caza, nos cruzamos con un coche y no nos dicen nada así que por la pista llegamos sin novedad al Barranco de la Marquesa y enseguida al valle del Ebro.


La pista nos lleva en dirección contraria a Remolinos, seguimos unos metros por la carretera A-126, para girar en una pista que va en paralelo a unos esbeltos chopos, seguimos por estas cómodas pistas, poco a poco girando hacia Remolinos, antes de llegar al pueblo la ruta nos hace acercarnos a la orilla del Ebro, continuamos en paralelo al río durante un kilómetro antes de ir a buscar el camino de la Balsa y en unos minutos de vuelta al coche.

3 comentarios:

Eduardo dijo...

Hola Angel, yo también tenía pensado salir con la bici, pero con ese viento decidí quedarme en casa, esa zona es totalmente desconocida para mí, saludos

David Naval dijo...

Buenas Angel.
Eso del viento es marca de Aragón. Zaragoza es el Chicago de España.
Me apunto el track. Es una zona que no conozco.
Saludos!

Melchor dijo...

La cuesta de subida a la caseta del Jabalí, con aire de frente, no se la recomiendo ni a mi peor enemigo, madre mia!!! Si algún día me han dado ganas de coger la bici y salir con vosotros, se me acaban de pasar... Jejejejeje