Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

23/7/13

La ruta de Los Perdidos - Sarradets - Taillón - Refugio de Góriz



Lugar de salida: Refugio de Sarradets
Objetivo: Refugio de Góriz
Desnivel positivo acumulado: 625 metros
Distancia y tiempo empleado: 11 km en 8:30h
Archivo GPS (con el recorrido): TrackGPS

Lunes, 8 de julio de 2013.
A las 5:40h suena el despertador, remoloneamos lo justo porque Toño pidió el desayuno a las 6 y toca ser puntuales. Café con leche, té, un vaso de zumo y un poco de pan con mantequilla y mermelada. Ayer, antes de subir a dormir, abonamos la cuenta, por si no estaban los guardas (152,70€ -menos los 35€ de anticipo-, por las 4 M.P. con 1 litro de vino para la cena -8€- y las 4 cervezas a la llegada al refugio). Recogemos, nos calzamos los crampones y a las 7:15h encaramos las primeras rampas de subida a la Brecha de Rolando.
Por la cantidad de nieve, podría parecer invierno, nada que ver con el septiembre pasado. Eso si, la nieve está blanda desde el primer paso que damos.
Subimos tranquilos a la Brecha, en unos 40', los últimos metros son sin nieve.
En la otra vertiente, el panorama cambia poco, se ve todo nevado.
Los primeros rayos del sol nos despiden a la salida del refugio.
Decidimos rápido ascender primero el Taillon y si acaso a la vuelta ver si nos vemos con fuerzas y ganas de subir al Casco y la Torre. Bajo el Bazillac se camina sobre una arista de nieve, que se habrá formado al ir cayendo desde el murallón. Ahora en lugar de nieve cae una ducha continua.









Al alcanzar el Dedo vemos que la huella pasa por la vertiente española, primero sigue una travesía horizontal por nieve, luego por piedra suelta y cuando se empieza a dejar atrás el gendarme del Dedo, se sube recto para ganar el camino habitual.



Al poco se acaba la nieve, así que nos quitamos los crampones y continuamos hacia la cima por el marcado sendero. En la parte alta del Taillon, saldremos del sendero habitual, debido a los neveros, para coger el ramal de la derecha, pero se sube igual de bien.


Llegamos a la cima a las 9:50h, se están echando nubes pero, aún así la panorámica desde el Taillon es de primer orden: Gabietos, Vignemale, Gran Tapou, y frente a nosotros casi todos los tresmiles de Ordesa, con el Monte Perdido como punto culminante.
Fotos de grupo y un frugal almuerzo y nos volvemos. Cuando llegamos a la Brecha de Rolando, las nubes lo cubren todo, así que decidimos dejar el Casco para mejor ocasión.


Optamos por bajar hacia el valle, para luego subir al Cuello del Descargador, en lugar de pasar por el Paso de los Sarrios, se ve bien, limpio de nieve, pero preferimos bajar por donde nos parece más rápido, además se ve huella.



Al final no terminamos de bajar al fondo del valle, primero por que nos da pereza tener que remontar los metros que faltan hasta el Cuello, y segundo por que el valle se ve completamente encharcado. Además la huella que seguimos, llegado un momento, gira para ir al encuentro del camino de la Gruta de Casteret.
Un vez ya sobre el camino, nos queda el eterno tramo de sendero que nos acercará al refugio de Góriz. Primero terminamos de bajar hacia el Cuello del Descargador, luego al Collado de Millaris, queda tanta nieve que no nos quitamos los crampones hasta cerca de los 2300 metros de altitud. Caminamos el incómodo tramo del karst, las pequeñas praderas que se forman entre los roquedos, tienen el terreno tan saturado de agua, que se han formado incluso pequeños ibones.


Llegamos a Góriz a las 15:40h, nos tomamos las cervezas de rigor (3€) y a descansar hasta la cena, a las 19h.

La cena merece un punto y aparte, de primero cocido, luego una ensalada completita y de segundo un gran contramuslo de pollo con guarnición de arroz y guisantes, un poco más y salimos rodando del comedor ¡de 10!
Subimos al dormitorio, está a tope, así que tenemos claro que esta noche frío, lo que se dice frío, no vamos a pasar.
---

2 comentarios:

Eduardo dijo...

Hola Ángel, veo por las fotos, que a la altura de Goriz no hay nieve. ¿Queda algo de nieve desde el aparcamiento hasta Goriz?, saludos

Roberto Marín dijo...

Que bien te lo pasas ladron.