Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

18/12/12

Moncayo por el Cucharón



Lugar de salida:
 Aparcamiento de Haya Seca

Objetivo: Moncayo
Desnivel positivo acumulado: 750 metros
Distancia y tiempo empleado: 7,35 km en unas 5h (con muchas paradas)
Archivo GPS (con el recorrido): TrackGPS de la actividad

Sábado, 15 de diciembre de 2012.
Subir al Moncayo es una especie de tradición para mi, toca todos los años y van unos cuantos. Aún así no deja de sorprenderme, siempre tiene algo especial.
Este año, me sumo a la "subida del belén" de la Sección de Montaña de Helios, la meteo no es buena (hay alerta amarilla por fuertes vientos), pero vamos a intentar cumplir con el calendario, si según subimos vemos que la cosa se pone fea, nos daremos la vuelta sin dudarlo.
Salimos de Zaragoza a las 7, y tras parar a echar un café, llegamos al aparcamiento a las  9 y unos minutos, nos preparamos con tranquilidad y empezamos a subir. Hay 5ºC pero se nota el viento.

Primero vamos por la pista que nos lleva al Santuario de la Virgen del Moncayo, pasamos junto a la fuente y empezamos a subir la senda por el repecho inicial que nos introduce en el bosque.
Remontamos poco a poco, evitando resbalar en el hielo formado por el pisoteo en la nieve, se ve poquita nieve, el ascenso de las temperaturas de estos días y la lluvia ha hecho estragos en la bonita estampa invernal que presentaba el Moncayo estos días atrás.
Salimos al Cucharón u Hoyo de San Miguel, y vemos que la mayor parte de la gente que nos precede se va hacia la normal, el fuerte viento que nos recibe nos hace pensar que iremos más protegidos subiendo directamente por el Cucharón y allí que vamos. La poca nieve que vemos está sobre el sendero que sube, básicamente por que al haber sido pisada ha sido más difícil que el aire se la llevase. Cuando el itinerario se empina, aprovechamos para calzarnos los crampones, dando por inaugurada la temporada invernal, jejeje.
Según vamos ganando metros la nieve empieza a ser constante y la niebla nos envuelve del todo, literalmente se vuelve todo blanco. La parte más empinada, la que nos sacará del Cucharón, tiene algo menos de nieve, y se entremezcla con tierra y piedras, pero nada molesto como cuando salimos a la loma cimera, un viento constante y terrible nos recibe o más bien parece que nos invita a darnos la vuelta y olvidarnos de la cima, menos mal que no hemos subido por la normal, por que tener que recorrer toda la loma cimera con este viento habría sido del todo imposible, al menos a nosotros sólo nos restan unos doscientos metros a la cima.
Mientras el resto del grupo afianza el belén en su emplazamiento habitual, me acerco al vértice geodésico para intentar grabarles cuando vengan hacia aquí.
El viento es terrible, y para colmo, de vez en cuando se suma una ráfaga adicional que te hace perder el precario equilibrio y te hace tener la sensación de que te va a tirar al suelo de un momento a otro.
Sin más, nos vamos de la cima, buscando resguardarnos en la zona del Cucharón, una vez empiezas a descender el viento amaina bastante siendo mucho más soportable.

El descenso se hace mucho más tranquilamente, y poco a poco sentimos la llamada de los huevos fritos con patatas y longaniza del restaurante (o con panceta, lomo o jamón, o lo que se tercie)

3 comentarios:

félix dijo...

Impresionante el video de la cima. Yo estuve allí y os aseguro que no está trucado. El Moncayo tiene mucho genio.
Felicidades por el reportaje Angel.

¡Feliz Navidad a todos los montañeros del mundo!
Félix.

Eduardo dijo...

Hola Angel, menudo día de perros, el Moncayo yo creo que es la cima donde más frío he pasado, siempre hace viento y en invierno unido al frío, la hace infernal. La ruta más sencilla es por Soria por la Cueva de Agreda, el problema es que son unos cuantos kilómetros más de coche, saludos

Tarot de Sol - tarot de sol dijo...

Que impresionante y vistas desde esas alturas con el frio que hace, la verdad que hay que gustarle y ser tan apasionado para cosas como estas que nos dejan ver otro mundo que no todos por desgracia podemos visitar, Gracias.